¿Tienes la piel apagada? Causas y Remedios.

Este post se ha leido 4532 veces!

En este blog he hablado muchas veces de lo importante que es tener una piel sana para poder mantenerla luminosa. Hoy voy a contarlo desde otro punto de vista y te pregunto: ¿Tienes la piel apagada?

Posibles Causas y Remedios:

La importancia de una buena limpieza. Un exceso de células muertas obstruye los poros de la piel afectando al brillo, al tono y a la uniformidad de la tez.

Remedio: Además de incluir en nuestras rutinas limpiar la piel dos veces al día es importante realizar una exfoliación periódica que ayude con la renovación celular.

El estrés. El ritmo de hoy en día nos genera un exceso de nervios. Nervios por llegar a tiempo, por resolver ese conflicto en tu trabajo o familia, nervios por no tener tiempo para dedicarle a ese conflicto, nervios por sobresalir en la empresa… Esta situación no sólo nos afecta psicológicamente, sino que también se deja ver en la piel.

En momentos estresantes, los niveles de cortisol se incrementan haciendo que disminuya el colágeno y el ácido hialurónico cutáneo. Todo lo que nos ocurra internamente siempre se va a exteriorizar en nuestro rostro.

Remedio: Necesitarás productos de tratamiento más potentes que ayuden con este problema. Aunque, lo mejor sería reconocer que se está estresado e intentar ponerle remedio. Lo sé, no es fácil.

Falta de hidratación. Sí, los profesionales de la belleza somos muy pasados con esto de la hidratación. Lo sé. Pero uno de los motivos más frecuentes por el que nuestra piel se debilita y apaga suele ser porque no está lo suficientemente hidratada. Principalmente por no beber el agua que nuestro organismo necesita a diario y que suele producirse por el punto anterior: no tienes tiempo ni de pensar en el agua. Pero además de mantener una hidratación interna, hay que complementarla con una rutina facial que garantice una hidratación profunda.

Remedio: hidratación por dentro y por fuera. Beber por lo menos dos litros de agua al día e incluir cosméticos que nos ayuden a retener esa hidratación.

Una rutina de cuidados incorrecta. Parece obvio, pero puede que nuestra rutina facial diaria no sea la ideal. Ya sea porque no tenemos tiempo de escuchar lo que nos dice la piel o por nuestros malos hábitos como: no tener una dieta variada porque nos comemos lo más rápido de calentar y comer ya que no tenemos tiempo. Acostarnos sin desmaquillar porque estamos exhaust@s de todo el día. No exfoliarnos la piel con regularidad porque ni se nos ocurre por falta de tiempo para nosotr@s mism@s. O no usar protección solar porque es el último paso de nuestro tratamiento y ya vamos pillados de tiempo.

Todo ello irá apagando nuestro rostro, provocará hiperpigmentación y el envejecimiento prematuro de la piel.

Remedio: escuchar lo que dice tu piel. Tener una dieta variada. Dormir lo necesario. Usar protección solar a diario. Nunca, nunca acostarse sin desmaquillar. La limpieza de la piel es fundamental, por ello es el primer punto de esta lista de causas 😊

Los radicales libres y la contaminación ambiental. Factores como la radiación solar, la contaminación ambiental, las calefacciones, el alcohol o el tabaco ayudan a acumular en tu organismo grandes cantidades de radicales libres perjudicándolo internamente. El cuerpo neutraliza los radicales libres hasta cierto punto, pero si hay una concentración muy elevada necesitará una ayudita extra. Esta acumulación de radicales libres daña las células de colágeno y elastina, aumentando la pérdida de elasticidad y firmeza de nuestra piel.

Remedio: debemos buscar cosméticos para el tratamiento de día que se centren en la lucha contra los radicales libres y alimentos con un alto poder antioxidante: acelgas, espinacas, escarola, tomate, zanahoria, pomelo, albaricoque, frutos rojos, frutos secos, salmón, caballa, atún…

Muy bien, pero os preguntaréis ¿Por qué notamos la piel más seca y arrugada a medida que cumplimos años si nos la cuidamos? Lo siento amiga, es ley de vida. A medida que cumplimos años todas las funciones de nuestro organismo se ralentizan. La piel ya no renueva sus células tan rápido y la micro circulación sanguínea se hace más lenta. Todo esto afecta a la capacidad que tiene la piel de absorber agua y de producir líquidos. Afectando a su vez a las fibras de colágeno y elastina que componen la dermis (y hacen de sujeción) produciendo esa sequedad y esas molestas arrugas. Así que otra de esas causas sería: el paso del tiempo.

¿Cómo tener una piel luminosa?

Lo primero es detectar cuál de los puntos anteriores es el causante de nuestra piel apagada e intentar solucionarlo, ya sea cambiando nuestro tratamiento por uno nuevo o añadiendo un complemento específico a nuestro tratamiento diario.

En cuanto a principios activos que debemos buscar en nuestros cosméticos, cuando se habla de falta de luminosidad se piensa en:

La vitamina C ya que es un potente antioxidante. La vitamina C neutraliza los radicales libres que causan estrés oxidativo en la piel y provocan arrugas, líneas de expresión o signos de envejecimiento. También es esencial para la producción de colágeno en las células cutáneas, ayudando a mantener la estructura de la piel.

Y en los famosos Alfa Hidroxiácidos (AHAs). Son moléculas hidrosolubles que ayudan a exfoliar la piel, eliminando las células muertas. Por lo tanto, ayudarán en el proceso de renovación de la piel, alisando las pequeñas arrugas e imperfecciones.

El Retinol. Ayuda activamente con el proceso de renovación de las células de la piel. Minimiza las manchas producidas por la edad, mejora la textura de la piel y ayuda a minimizar las líneas de expresión y arrugas. Es un activo bastante potente y puede irritar la piel, por ello se recomienda introducirlo en la rutina poco a poco hasta que vemos que lo toleramos. La mejor forma de usar el retinol es hacerlo en nuestra rutina nocturna y no olvidarse de la protección solar por las mañanas.

Para ayudar con la hidratación podemos buscar productos que contengan Ácido Hialurónico: un humectante que ayuda a conservar o retener la humedad para mantener la correcta estructura de la piel. Retiene el agua en la epidermis, hidratándola de forma natural. Facilita la reparación celular y ayuda a “rellenar” las arrugas y finas líneas de expresión.

Estos son algunos de los principios activos más populares luego cada marca los combina con sus propias formulas y nuevos hallazgos. Algunas marcas muy interesantes en cuanto a la cantidad de principios activos que incluyen en sus tratamientos son: Skin Generics, laCabine, Bella Aurora y Kosei. Hay más, pero para mí estas son las que ofrecen la mejor relación calidad-precio en sus productos.

Así que ya sabes, la edad, el estrés, el clima, una mala alimentación, la falta de hidratación o la contaminación son algunas de las razones por las que un rostro puede verse falto de luminosidad. Debemos aprender a saber escuchar nuestra piel para averiguar cuál es el problema y poder darle una solución específica, así conseguiremos una piel hidratada, renovada y luminosa.

Nos vemos en el próximo post.

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Información sobre Protección de Datos

Responsable: Virginia Rodríguez

Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios

Legitimación: Tu cosentimiento

Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.

Derecho: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido

Contacto: lanena@entenderlabelleza.com

Información Adicional: Aviso Legal y Política de Cookies

 



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies