¿Cómo se cuidan las pieles maduras?

This post has already been read 1473 times!

Tal y como he ido comentando en este blog, el cuidado que va necesitando la piel difiere dependiendo de nuestra edad. En la juventud o en pieles jóvenes nuestra piel necesitará sobre todo hidratación y protección y con más edad o en pieles maduras, nuestra piel necesitará más ayuda para permanecer sana. Hoy vamos a hablar sobre los cuidados que necesita una piel madura, desde los 30-35 años hasta los 45 años, si todo va bien.

Es algo inevitable que con el paso del tiempo aparezcan los primeros signos de envejecimiento cutáneo conocidos como: arrugas, líneas de expresión, patas de gallo, que el tono de la piel pierda luminosidad, etc. Entre los 30 y los 40 tenemos que intensificar los cuidados, pues la piel se vuelve más vulnerable a las agresiones externas, radiaciones solares, frío, etc…

Cuando alcancemos los 40 la piel reflejará todos los cuidados y los excesos que hayamos cometido con anterioridad. Además los cambios hormonales (pubertad-menopausia) van a jugar un papel muy importante en los cambios de la piel por eso hay que estar alerta.  Al pasar la barrera de los 30-35 años la piel comienza a perder espesor, flexibilidad, humedad, suavidad, elasticidad. El contorno tanto de los ojos como de los labios y la piel del cuello se empiezan a resecar con mayor facilidad, apareciendo además bolsas y ojeras. En la zona de la mandíbula y el mentón se comienza a observar cierta pérdida de firmeza. La velocidad con la que todos estos síntomas aparezcan va a depender de ti y de los cuidados que le dediques a tu piel. En la siguiente imagen podéis ver como se forma una arruga por gentileza de www.Guerlain.com.

Así que es ahora cuando debemos intensificar los cuidados y realizar todos los pasos necesarios diarios incluyendo, a medida que se va necesitando, tratamientos complementarios para aportar toda la nutrición necesaria. Pero esto no es sólo algo que le ocurre a las mujeres, la piel de los hombres también envejece 😉 y este post es unisex. Lo que ocurre es que hay que tener en cuenta la genética masculina, es decir, su piel es más gruesa y por lo tanto más grasa que la femenina con lo que sus cuidados deben enfocarse compensando las carencias para evitar la pérdida de elasticidad y la aparición de arrugas antes de tiempo.

EL TRATAMIENTO ENTRE LOS 35 Y LOS 45

A los 30 puede que se necesite tener una crema específica para la noche pero a medida que vas llegando a los 40 es imprescindible. En esta época tenemos que diferenciar entre un tratamiento (limpiadora, tónico, crema) para el día y otro para la noche.

Para el día: Por el día utilizaremos productos con propiedades revitalizantes, de hidratación intensa, reafirmantes y que ayudan a eliminar las líneas de expresión. Además deben incorporar protección solar (fotoenvejecimiento) y protección contra las agresiones del medio ambiente.

Para la noche: La noche es idónea para compensar las carencias pues la oscuridad y el reposo son perfectos para que las células sean más receptivas a los principios activos de los productos. Así que por la noche utilizaremos productos que ayuden a descansar la epidermis y renovarla. Los tratamientos creados especialmente para la noche ya sean cremas, sueros o ampollas ofrecen unos principios activos que impregnan la epidermis y la nutren en profundidad en el momento en que la piel está más receptiva y la actividad celular se encuentra en su punto más álgido.

SECUENCIA DE TRATAMIENTO PARA PIELES MADURAS

Limpiar: Para que un buen tratamiento funcione es imprescindible retirar lo que le sobra a nuestra piel siempre con una limpiadora adecuada a nuestro tipo de piel. Nos limpiamos el rostro evitando el contorno de los ojos. Si nos hemos maquillado, hay que desmaquillarse utilizando un producto específico para el rostro y otro producto específico para desmaquillarse los ojos. Si os gustan los desmaquillantes de ojos bifásicos mejor, pues llevan ingredientes que hidratan y nutren el contorno y las pestañas. Después podremos pasar al siguiente paso. Repito esta imagen para recordar los movimientos que deben usarse en la limpieza.

Reconfortar: Reconfortamos nuestra piel después de la limpieza con un tónico adecuado a nuestro tipo de piel y con la propiedad que requiera la piel en ese momento: hidratante, exfoliante, calmante, antioxidante, etc.

Tratar: Aplicaremos el tratamiento (diurno o nocturno) adecuado a nuestro tipo de piel y que nos ayude a mantener nuestra piel hidratada y protegida por el día o nutrida y reforzada por la noche. Muy importante empezar a diferenciar el tratamiento.

Además debemos incluir en nuestro tratamiento un contorno de ojos si todavía no lo hemos hecho, pues hay que comenzar a reforzar esa piel tan delicada. Para el día utilizaremos un contorno con propiedades hidratantes y de protección y por la noche mejor un contorno con propiedades drenantes y de nutrición. En la imagen se explica cómo se aplica un contorno de ojos.

Además debemos ir observando si nuestra piel necesita ya algún producto complementario que nos ayude a reforzar el tratamiento como pueden ser: mascarillas (nutritivas, de efecto lifting, relajantes o revitalizantes) o sueros (de hidratación intensa, revitalizantes, antiarrugas y firmeza, etc..).

Si necesitamos cubrir dos necesidades (hidratación y firmeza, por ejemplo), un buen binomio puede ser utilizar una mascarilla (hidratante) y un suero (efecto lifting) con diferentes propiedades en vez de utilizar dos sueros o dos mascarillas.

También es aconsejable realizar exfoliaciones periódicas una o dos veces a la semana dependiendo del tipo de piel y el estado de la piel. En este caso otro buen binomio es realizar una exfoliación y después ponerse una mascarilla. Los efectos de la mascarilla serán mejor acogidos por la piel.

Las exfoliaciones pueden ser perjudiciales si abusamos de ellas. Por ejemplo, yo tengo 43 años y mi piel no tiene grandes problemas pero debo decir que las exfoliaciones no le sientan bien a mi piel así que las realizo solamente una o dos veces al mes.

Al añadir alguno de estos productos complementarios la secuencia puede quedar así:

  1. Limpiar y/o exfoliar – Tonificar – Contorno de ojos – Suero – Hidratar
  2. Limpiar y/o exfoliar – Mascarilla – Tonificar – Contorno de ojos – Suero – Hidratar

En la fase de limpieza hay que tener en cuenta si hay que desmaquillarse pues antes de exfoliarse hay que desmaquillarse.

¿QUÉ MARCA UTILIZO?

Todo el mundo dice que hay que utilizar una misma marca para todo el tratamiento elegido. Pero muchas veces o no te gustan las texturas de todos los productos o simplemente te resulta muy caro utilizar todo de la misma marca. Yo personalmente utilizo la limpiadora y el tónico de una marca (Biotherm) y el tratamiento con contorno de otra (Shiseido). Y así también funciona. 🙂

Las marcas que me parecen interesantes para esta edad son:

KANEBO: Sí, siempre la meto en mis ecuaciones es que aunque sea un pelín cara creo que es de las mejores. En cuanto a su tratamiento para pieles maduras las líneas Cellular Performance y Sensai Silk cubrirán nuestras necesidades.

SHISEIDO: Esta marca es mi debilidad, siempre me ha gustado y de una forma u otra siempre la he utilizado. Es un poco cara pero dentro de los límites 😉 No distinguen por edad sino por lo que necesita tu piel, tenemos varias líneas pero tanto el tratamiento Bio-Performance, o el Future Solution LX que es mucho más caro, cubriría nuestras necesidades. Yo utilizo Bio-Performance y de momento me va de maravilla. 🙂

GUERLAIN: También es una casa un poco cara pero da confianza :), su línea Happylogy está indicada para los primeros signos envejecimiento 30+ y su línea Success Future está indicada para las pieles maduras hasta 40 años. También acaban de sacar una línea nueva que se llama Abeille Royal que me parece muy interesante. Si visitáis su web podréis ver un vídeo muy instructivo de cómo se forman las arrugas, os lo recomiendo. (De esa página he sacado esas imágenes tan ilustrativas de este post).

BIOTHERM: Una casa que siempre me ha gustado. Aquí tenemos las líneas Age Fitness Power 2, Rides Repair y ahora han sacado Skin Vivo. Los productos que utilizo para la limpieza del rostro son de la línea Biosource y me encanta.

CLARINS: Muy completita y a buen precio. Además hace diferenciación por tipo de piel con tratamientos de día y de noche y además te ofrecen algunos productos complementarios que podrías necesitar. Seguro que una de estas líneas: Multi Activa, Multi Regenerante y Multi Intensiva, cubren nuestras necesidades.

Por lo tanto, si has superado los 30 no puedes poner más excusas, ha llegado la hora de la verdad, debes empezar a cuidarte la piel ¡ya! Todo lo que no has hecho hasta ahora se va a ver reflejado en tu piel así que o te la cuidas o en breve te mirarás al espejo y pensarás: ¿quién es esa? Y si por el contrarío eres de las que se ha cuidado la piel antes de llegar a los 30, ¡bravo por ti! Tu tarea ahora consiste en detectar si necesitas algún refuerzo para llegar estupenda a los 40.

2 Comments
  1. buenos dias:
    me encantan tus consejos, son muy acertados. queria preguntarte si crees q se podria conbinar la crema de noche future solution con un suero de bio performance, el nuevo de future solution se me pasa un poco de precio. gracias

    1. Buenos días Nagore, muchas gracias por tu comentario. Yo lo veo factible. Siempre que el el suero sea un complemento de la crema para que así abarques más problemáticas por ejemplo.
      Pero si necesitas más ayuda no dudes en escribirme por mail, será un placer responderte.
      Saluditos y espero verte de nuevo por aquí! 🙂



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR